lunes, 18 de febrero de 2013

EL MILAGRO DE SAN LORENZO Y SAN ANDRÉS

La leyenda sucede en el pueblo palentino de Cardaño de Arriba.
Un carretero y su hijo  partieron de su pueblo,San Andrés de la Reina (ahora de León) hacia
Tierra de Campos en su carreta de bueyes, para vender madera, pieles y frutos secos. Al regresar, a la altura de Cardaño, ven que empieza a nevar con fuerza. El carretero manda a su hijo, de nueve años, echar una moneda en el cepillo de San Lorenzo para que les libre de la nieve y rezan un Ave María. Cada vez nieva más y la cellisca no les deja ver. A medio camino, el carro se atasca. El carretero mete a su hijo en un cajón de la carreta, entre la ropa, y se encomienda a San Lorenzo y San Andres, los platones de Cardaño y de su pueblo. Tarda hora y media en llegar a San Andrés de la Reina, y organizar el rescate. Pero al ponerse     en camino, todos ven asombrados llegar la carreta sola. El  niño cuenta lo sucedido. "Dos hombres llegaron de repente. El uno se puso delante a llamar a los bueyes". El otro sujetaba la rueda, y entre ellos se llamaban  Lorenzo y Andrés. Desde entonces hay una romería entre ambos pueblos y San Andrés regala "tres velas de  cuarterón y real y medio" a los de Cardaño de Arriba.

Álvar Fernández 4ºB

No hay comentarios: